La Cámara de Inversores en Valores Mobiliarios de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, es una Asociación civil sin fines de lucro fundada el 22 de octubre de 1965.

Domicilio: 25 de Mayo nº 347, 6º piso, oficina 627, ciudad de Buenos Aires.

E-mail: camarainversores@bcba.sba.com.ar

Está integrada por la Comisión Directiva y el Comité Fiscalizador.

La Comisión Directiva está formada por nueve (9) miembros titulares y nueve (9) miembros suplentes, que duran en su cargo tres años y se renuevan un tercio por año, y el Comité Fiscalizador por tres (3) titulares y (3) suplentes, que son renovados anualmente.

Todos los miembros de la Comisión deben ser socios de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires.

DE ACUERDO A LA ASAMBLEA GENERAL ORDINARIA DEL 29 DE AGOSTO DE 2014 Y LA DISTRIBUCION DE LOS CARGOS REALIZADA EL 8 DE SEPTIEMBRE DE 2014, LA COMISIÓN DIRECTIVA DE LA CAMARA DE INVERSORES EN VALORES MOBILIARIOS QUEDÓ CONSTITUIDA DE LA SIGUIENTE FORMA:

COMISION DIRECTIVA
   
Presidente: Sr. Aldo Gasparroni
Vicepresidente 1°: Sr. Salvador Costa
Vicepresidente 2°: Dr. Ricardo J. Álvarez Rojo
Secretario: Sr. Jorge H. Gatti
Prosecretario: Sr. Oscar D´Amelio
Tesorero: Sr. Carlos A. Miglio
Protesorero: Sr. Eduardo Verta
Vocales Titulares: Dr. Alberto C. Kischinovsky
  Dr. Roberto Víctor Montee
Vocales Suplentes:
  Sr. Gregorio Caruso
  Sr. José Luis Kelly
  Sr. Domingo Cupito
  Sr. Ángel Rubén Palacio
  Sr. Roberto C. Lifsitz
  Sr. Jorge Emilio Sessa
  Sr. Néstor Degli Esposti
  Sr. Juan Bonavota
  Sr. Héctor Orlando Barrios
   
COMITE FISCALIZADOR  
   
TITULARES  
Presidente: Sr. Manuel Estevez
Vocal 1°: Sr. José M. Fernández
Vocal 2°: Sr. Carlos M. Santana
   
SUPLENTES Sr. Horacio Francisco Castellano
  Sr. Alí Aouada
  Sra. María Magdalena Panizza
   
   

 

 

Objetivos de la Cámara

Los estatutos de la Cámara, del 22-10-1965, modificados el 18-03-1981, establecen que:

Art. 2: El objeto de la Cámara será:

a) Estudiar y proponer la adopción de las medidas tendientes a proteger los derechos de los titulares de valores mobiliarios que se coticen o no en la Bolsa, o de los títulos de cualquier tipo que circulen o se creen en adelante, emitidos por sociedades habilitadas para ello, debentures u otras clases de obligaciones que se instituyan, títulos de deuda pública nacionales, provinciales o municipales, y de las reparticiones autárquicas autorizadas para emitir.

b) Promover la reforma de la legislación sobre la sociedad anónima para adaptarla a las nuevas necesidades con el fin de mejorar el sistema de información sobre las actividades que aquellas desarrollan y perfeccionar el contralor de las mismas y de sus balances.

c) Ofrecer la colaboración e intervenir, en cuanto ello sea posible, en el estudio de cualquier medida de carácter impositivo que se relaciones directa o indirectamente con la inversión en valores mobiliarios.

d) Efectuar estudios y proponer medidas destinadas a perfeccionar el sistema operativo en las Bolsas o Mercados de Valores Mobiliarios existentes y promover la creación de otros, ajustados a las características de los valores que en ellos se negocien.

e) Entender en los casos de infracción a las disposiciones legales o reglamentarias por parte de los emisores de valores mobiliarios, o en la negociación de los mismos, y en cuanto ello afecte los intereses de los titulares de dichos valores.

f) Difundir el conocimiento de la inversión en valores mobiliarios y estimular los mismos.

g) Dar a conocer públicamente en forma accidental o periódica, cualquier información que se considere de interés general para los inversores en valores mobiliarios.

h) Participar en reuniones, conferencias, jornadas o congresos, tanto en el país como en el extranjero, que se convoquen para tratar materias propias del objeto de esta Cámara, promoverlas y realizarlas.

i) Representar a sus asociados cuando sus servicios sean requeridos en tal sentido en las asambleas ordinarias o extraordinarias de sociedades anónimas, cuyas acciones se coticen o no en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, ejerciendo todos sus derechos de accionistas, incluido el de voto, de acuerdo con las instrucciones que reciba.

...................................................

La Cámara es una entidad sin fines de lucro, a fin de mantener su independencia de criterio no acepta aportes de empresas cotizantes.

Se solicita a los socios inversores sus ideas y sugerencias, para la consecución de la meta en común.

Nuestra trayectoria:
44 años en defensa del inversor

La Cámara de Inversores en Valores Mobiliarios de la Bolsa de Comercio fue creada con la finalidad de hacer conocer la opinión de los inversores minoritarios, y canalizar sus inquietudes con la esperanza de contribuir a forjar el gran mercado de capitales, que sus fundadores soñaban.

Según consta en el Acta Nº 1, del 22 de octubre de 1965, después de haber mantenido varias reuniones con un gran número de socios de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, los señores Mario Hernández Echeverría, Osvaldo B. Diestéfanis, Marcos Ginfeld, Ricardo Gruneisen, Jan Pierre Ingrand, Carlos Luís Castro, Vicente José Ciocco y Valdemar Arecha, con la aprobación de su Estatuto Social, dejaron constituida la Cámara de Inversores en Valores Mobiliarios.

El 30 de noviembre de 1965, la Cámara fue reconocida por la Bolsa de Comercio de Buenos Aires como una Entidad adherida a ella.

Debemos señalar que nuestra Asociación es una de las 25 instituciones adheridas a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires y su presidente integra el Consejo de dicha Entidad, con voz y voto.

Durante el año 1981 se obtuvo la Personería Jurídica y forma parte de la Comisión de Títulos de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, la más importante del sistema, donde se considera y aprueba la cotización de todos los títulos valores y en la cual hace conocer en forma institucional la opinión de sus representados.

La Reseña de nuestra Asociación es incorporada todos los años a la Memoria de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, donde a través de su lectura se podrá apreciar la importante labor que desarrolla en la defensa de los intereses de los pequeños y medianos inversores.

La sede social de la Cámara de Inversores está en el edificio de la Bolsa de Comercio, 25 de Mayo 347, 6ª piso, oficina 627, Buenos Aires.

LOGROS Y GESTIONES

2009:

Un hecho muy importante tuvo lugar en la vida de nuestra Asociación al crearse su página Web. En ella se puede conocer la historia de la Cámara desde su creación, el 22 de octubre de 1965 hasta nuestros días; sus autoridades y los objetivos; la defensa de los derechos de los accionistas minoritarios; documentos y notas; normativas de interés para el inversor; novedades de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, y toda otra información de interés para el inversor bursátil.

Un tema preocupante fue la Oferta Pública de Adquisición Voluntaria de las acciones de la empresa Alpargatas S.A. por parte de São Paulo Alpargatas (SPASA), que ofreció un valor muy inferior a su realidad económica y que, según nuestro criterio, se trató de un abuso de su posición dominante. Por tal motivo, enviamos notas la Comisión Nacional de Valores, solicitándole que dentro de las facultades que tiene de hacer objeciones, se encontrara nuestro reclamo por el precio justo y equitativo.

La CNV recogió nuestro reclamo y dispuso que SPASA debía informar en el “prospecto de la OPA” dos párrafos muy explícitos y que están directamente relacionados con la muy baja aceptación que tuvo la oferta de adquisición 'voluntaria':

-“A requerimiento de la comisión nacional de valores se aclara que en virtud de tratarse de una oferta pública de adquisición voluntaria no puede objetarse el precio en este caso. Sin embargo, en caso que alpargatas se retire de la oferta pública o soasa efectúe una declaración de voluntad unilateral de adquisición, teniendo el capital y los votos necesarios, según corresponda, y consecuentemente exista una oferta pública de adquisición obligatoria, la comisión nacional de valores tendrá facultades de determinar si el precio que se ofrezca en esa oportunidad, es o no es equitativo.”

-“La comisión nacional de valores ha requerido que se aclarara en el presente que si se hubieran aplicado parámetros de valuación diferentes, éstos podrían haber impactado en el precio en diferente forma y, consecuentemente, en algunos casos podría haber resultado un precio superior.”

Otro hecho destacado en el año fue una queja que presentamos a la Comisión Nacional de Valores por la actitud de la empresa Caputo SA hacia los accionistas minoritarios que propuso en la Asamblea Ordinaria y Extraordinaria del 17/04/09 un aumento del capital de más de 100 % y sin distribución de dividendo alguno.

Así, con satisfacción, se logró que en esa oportunidad que la misma dejara sin efecto el aumento del capital y se distribuyera un dividendo en efectivo.

2008:

Logramos que se modificara favorablemente el precio pagado por Química Estrella en la fusión con Molinos Río de la Plata mediante una nota enviada a la Comisión Nacional de Valores, donde le señalamos que se había establecido una relación de canje inferior a la cotización de mercado, donde se desechaba el precio histórico y el de valor de libros, pretendiéndose abonar injustamente $0,95 por acción. En ese sentido, debemos informar que el precio final fue cambiado por $1,24.

En el mes de julio, el Banco Patagonia expresó el compromiso de adquirir acciones propias dentro del límite mínimo de $1,72 y máximo de $1,91, no cumpliendo con su obligación el 8 de agosto cuando cotizó debajo de ese valor. Ante un requerimiento de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, el Banco le respondió que no tenía la obligación de intervenir en el mercado. Esa actitud, según nuestro juicio, no podía obviarse sin cometer engaño a los accionistas, y así se lo hicimos saber a la Comisión Nacional de Valores, quien mediante la extensa nota Nº 4437/Emi nos comunicó que la obligatoriedad de intervenir en el mercado podría configurar por parte de las emisoras una conducta de manipulación de mercado en los términos del Decreto 677/01, con el agravante descripto en el tercer párrafo del mismo. En descuerdo con las conclusiones de la CNV, le manifestamos que crear una falsa expectativa en los potenciales inversores sería contraria a los postulados del Régimen de Transparencia de la Oferta Pública Nº 677/01 y a la vez, faltar a la palabra empeñada, al Código de Buenas Práctica del Gobierno Societario, Resolución General 516 de esa Comisión Nacional de Valores.

Recibimos una inquietud de un inversor relacionada con la participación de la empresa Capex S.A. en el Proyecto Energético Gas Plus que anunciara la Presidenta de la Nación el 9 de octubre de 2008 por 1.500 millones de dólares en las provincias de Neuquén, Río Negro, San Juan y Chubut. Por ese motivo, le solicitamos a la Bolsa de Comercio tuviera a bien requerir a dicha sociedad la información correspondiente. El 28/11/08 fue publicada en el Boletín Diario y en la página Web Bolsar la respuesta que diera la empresa.

Apoyamos la iniciativa de otorgar un Préstamo de Honor a los socios de la Bolsa de Comercio en razón de la crisis económica mundial que afectó a numerosos inversores, destacando la ejemplar actitud solidaria que nació del señor Presidente de la Bolsa de Comercio.

2007:

Fuimos invitados por la Comisión Nacional de Valores para emitir opinión sobre el proyecto del “código de buenas prácticas del gobierno societario”, destinado a regir a las sociedades que realicen oferta pública de acciones en lo que se refiere a la protección del público inversor, respecto a la información plena, transparencia y eficiencia por parte de los intermediarios financieros. A tal fin remitimos por Internet nuestras opiniones, con algunos agregados, habiendo recibido el agradecimiento de la comisión nacional de valores el 14 de noviembre de 2007.

Un tema preocupante fue la promoción periodística que hiciera la empresa Siderar S.A.I.C. bajo el título de “Ahora Siderar es Tenium”, en relación con lo acontecido del 11 de enero al 3 de febrero de 2006, en el cual se hicieron grandes volúmenes y su cotización tuvo consecuencias de un tornado, que afectó a los desinformados accionistas ante un fallido canje de Siderar por Ternium. En esa oportunidad y con intención de desmentir la información, la sociedad responsabilizó a los medios periodísticos por la falta de veracidad del trascendido. En esa oportunidad, la propia empresa sembró el desconcierto entre los inversores y así se lo hicimos saber al presidente de la misma.

2006:

Un tema preocupante, que afectó a numerosos inversores, lo constituyeron las bruscas alteraciones que tuvo la cotización de la empresa Siderar S.A., en el periodo previo y posterior al lanzamiento de Ternium en Wall Street, que se reflejó en distintas notas periodísticas. Eso hecho motivó que nuestra Asociación solicitara a la sociedad cotizante una información adicional sobre Ternium, similar a la que se difundiera en la presentación de su cotización en Nueva York. Lamentablemente, la empresa nos manifestó que nuestra solicitud excedía el marco normativo a la cual estaba sujeta su cotización bursátil. Optaron por preservar el misterio que rodea a Ternium, que sólo podrá ser develado por los ingeniosos y pacientes investigadores.

La escisión de la empresa Boldt SA. En tres sociedades, en una de ellas se estableció el derecho de receso por no cotizar en bolsa, fijándose un valor de reembolso que, según nuestro criterio, no guardaba racionalidad con el precio equitativo fijado por las normas, ni con el valor de expectativa que pagan los accionistas por las sociedades cotizantes. Debemos señalar que el directorio de la empresa admitió el reclamo y modificó satisfactoriamente el precio de compensación.

Después de tres años y seis meses la Comisión Nacional de Valores nos hizo conocer la respuesta a los temas que cuestionamos en nuestra denuncia sobre Garovaglio y Zorraquín S.A. Podemos informar que la suscripción aprobada en la Asamblea de 20/05/2002, quedó en abstracto por no haberse concretado y que la llamativa operación por 1.900.000 acciones aún sigue siendo investigada por el Organismo de Control, encontrándose en curso la adopción de las medidas correspondientes.

2005:

Entre las actividades más importantes debemos señalar el reclamo que le efectuáramos al ministro de economía por los títulos de la deuda interna en pesos que fueron objeto de un trato discriminatorio en el Canje de la deuda nacional, ya que los denominados en otras monedas se les reconoció los efectos de la devaluación, mientras que a los emitidos en pesos se los castigó con el deterioro de la moneda privándolos del CER; que fue una solución instrumentada por el Poder Ejecutivo a fin de remediar en parte las consecuencias de esa medida. En ese sentido, el secretario de finanzas, Dr. Guillermo E. Nielsen, nos dirigió una extensa nota explicativa el 21 de febrero de 2005, donde finalmente reconoce que por haberse iniciado el periodo de suscripción de ofertas, era imposible modificación alguna.

Orientamos al público en general sobre los aspectos del Canje, en forma absolutamente gratuita, todas las consultas personales y telefónicas que nos hicieran, por la difusión pública de nuestro reclamo en el diario Clarín y más tarde en la revista Viva.

Con relación a la controversia originada por la negociación de los bonos producto del Canje de la deuda pública en el mercado denominado “grey market”, que fuera dejado sin efecto por incumplimiento del Gobierno Nacional, le expresamos al Mercado de Valores nuestra solidaridad, en el convencimiento de que actuó preservando la seguridad jurídica como un valor supremo.

2004:

Le reclamamos a la Comisión Nacional de Valores por una norma referida a los aportes irrevocables. Al considerar la reducción del capital de la empresa Colorín S.A., advertimos una disposición absurda contenida en la Resolución General 368/2001, Capítulo XXIII, punto 11.15, que le permitía al aportante frente a la deducción del capital por pérdidas, retirar a voluntad el mismo. Por tal motivo, hicimos una presentación ante ese Organismo, señalando lo irracional y peligroso de esa norma. Tres meses más tarde, la Comisión Nacional de Valores al reglamentar los aportes irrevocables, dictó la resolución general 466/2004, eliminando el texto cuestionado.

La incertidumbre creada por la resolución nº 14.772 de la comisión nacional de valores, afirmando que la suscripción que realizara el Grupo Financiero Galicia S.A. por $ 149.000.000 de acciones preferidas sin voto, se trataba de acciones ordinarias, nos impulsó a solicitarle una aclaración sobre el particular. Sin embargo el Organismo de Control eludió especificar la razón por la cual durante los diez días que duraba la suscripción serían acciones ordinarias, luego por un año preferidas sin voto y finalmente ordinarias. Esa metamorfosis legal, según nuestro criterio, produjo graves alteraciones en la cotización de los cupones, que comenzaron con un precio de $ 0,101 y terminaron perdiendo todo valor.

2003:

Entre las gestiones más relevantes merece destacarse la que realizamos ante la Gobernación de la Provincia de Salta, por la falta de pago de los servicios correspondientes a los títulos Salt 1 y Sald 1, la cual culminó con exitosamente, luego de la reunión con el Contador General de esa Provincia.

Por el impuesto a los bienes personales que las empresas reclaman a los accionistas minoritarios por haber pagado el mismo en su nombre, consultamos a la Bolsa de Comercio si el procedimiento era el correcto. La Institución nos hizo llegar un informe del estudio Peña, Freytes y Asociados, donde manifestaba que lo solicitado por la empresa aparecía ajustado a derecho.

Fue recibida una denuncia de un inversor en obligaciones negociables de Cablevisión S.A., mediante la cual señalaba que dicha empresa estaba cometiendo una serie de irregularidades que comprometían seriamente su patrimonio, en perjuicio de los acreedores. Por consiguiente, y con la finalidad que los organismos de control no sean sorprendidos por empresas que realizan actos fraudulentos, formulamos la denuncia ante las entidades correspondientes.

Un hecho político que hace a la vida de las instituciones del sistema y que no debemos olvidar, fueron las notas que distribuyeron entre los socios de la Bolsa de Comercio con los títulos de: la verdad sobre la sociedad anónima y la triste fragmentación del mercado bursátil, que trataron de llevar luz sobre un tema complejo, que hace al affectio societatis de una Institución que nació con la historia constitucional del país.

2002:

Denunciamos ante la comisión nacional de valores a la empresa Garovaglio y Zorraquín por incumplimiento de las normas de transparencia, al violar el principio de la inmediatez en la obligación de informar impuesta a los participantes de la oferta pública y por lo determinado en la Asamblea de 20/05/02, que disponía un aumento irracional del capital social, que podría configurar una maniobra destinada a la apropiación de las tenencia accionarias de los accionistas minoritarios y que si hiciera eco el diario Ámbito Financiero.

Recordamos la sanción impuesta por la Comisión Nacional de Valores a la empresa Renault Argentina S.A., mediante la resolución Nº 14.125 del 21/02/02, por el incumplimiento del deber de información ocasional, que ha sido por nuestra intervención al canalizar los reclamos que nos hicieran llegar las firmas Donatti Hnos. S.A. y Automotores Grandola S.A., según consta en notas y en actas de la Comisión de Títulos de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires.

2001:

Con relación a la forma en que se difunden los volúmenes negociados diariamente en el Mercado de Valores, le hicimos conocer nuestra inquietud al señor Presidente de la Bolsa de Comercio, por considerar que al incluirse los cederás en el monto de las acciones locales negociadas, se confunde la real magnitud del mercado, ya que esos certificados representan acciones de empresas extranjeras.

Denunciamos ante el señor Presidente de la Nación que se había cometido una “práctica desleal” con el decreto 677/2001, al haberse suprimido íntegramente el artículo 41 que figuraba en el anteproyecto que diera origen al mismo, referido a la obligación de constituir “Fondos de Garantía Especial”.

Queremos recordar la intensa campaña esclarecedora realizada en el ámbito del recinto bursátil entre los socios inversores con notas tituladas: ¿No será el momento de escuchar al inversor? y Con alma de dictadores.

2000:

En defensa de los accionistas residuales de la empresa CCI Concesiones S.A. ante la suscripción extraordinaria presentada por el accionista mayoritario que poseía el 99,55% y que pretendía aumentar el social el 6.832,69%, licuando las tenencias accionarias de los mismos a su favor, nos dirigimos a la Comisión Nacional de Valores, al Ministro de Economía de la Nación y a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, para que se evitara por todos los medios esa injusticia. Debemos reconocer que por la gestión personal del presidente de la Bolsa, señor Juan Bautista Peña, se llegó a un acuerdo con los accionistas reclamantes.

Recurrimos al señor Presidente de la Nación, mediante Carta Documento 32.419.230, ante la imposibilidad de obtener respuesta a nuestro reclamo presentado en la C.N.V., relativo a la empresa Alpargatas S.A., que dejó en la ruina a decenas de miles de pequeños accionistas. A raíz de ello, la Comisión Nacional de Valores nos hizo conocer por nota parte de las conclusiones a que arribara, expresando que no se han advertido observaciones que hagan reprochable el cumplimiento del régimen aplicable por parte de los directores, secretarios y consejeros.

Continuamos con la edición de una publicación de la Cámara de Inversores, cuyo número fue editado en el mes de enero, con los siguientes artículos: Editorial; Estados Contables del Panel MAR; El A 23 en la Bolsa de Comercio; Programa Integral de la Reforma Judicial; Un comentario periodístico; La función de la Bolsa de Comercio; Índices bursátil del mundo; Evolución de las bolsas del mundo; La Securities and Exchange Comission; La oficina de Asistencia y Educación del Inversor; Las asambleas en las sociedades anónimas; Seleccionado para usted; y Resumen bursátil mensual del panel Mercal Argentina, que fue distribuido gratuitamente entre los socios de la Cámara y de la Bolsa que lo solicitaron.

1999:

Con relación al mercado de ofertas denominado SINAC, nuestra entidad gestionó ante el presidente de la Bolsa de Comercio, que se restableciera la indicación numérica del Agente de Bolsa o de la Sociedad de Bolsa que realiza el ofrecimiento, ya que los inversores veían en esa modalidad operativa la forma de determinar la oportunidad y la conveniencia de realizar sus órdenes de compra o venta. SE LOGRÓ ESA FINALIDAD.

Recordamos a la Comisión Nacional de Valores que no se habían resuelto las actuaciones que dieran origen al expte. S.C.C.N.V. Nº 43 EM sobre nuestras presentaciones relativas a la empresa Renault Argentina sobre el deber de informar. Sin embargo, con posterioridad, la Comisión Nacional de Valores dictó la resolución 13.128 el 6/12/99, instruyendo sumario a sus directores y miembros del órgano de fiscalización, por infracción a los artículos 2º y 3º, inciso i) del Capítulo XVII, de las Normas.

Sobre la oferta de canje realizada por la empresa P.C. Holdings S.A. a los accionistas de Pérez Companc, señalamos nuestra preocupación a la Comisión Nacional de Valores por la licuación de los derechos políticos de los accionistas minoritarios, instrumentada mediante un ingenioso mecanismo contable, por el cual títulos de igual categoría generaban derechos distintos, según quien fuese su propietario. Además, le advertimos que el canje era inducido bajo amenaza de retiro de cotización, que en los hechos significaba que quienes no lo aceptaran perderían un porcentaje importante de su inversión, debido a que el derecho de receso sólo contemplaba el valor patrimonial, que en ese caso era inferior al de cotización. No obstante ello, fue aprobado por mayoría, con solo dos votos negativos.

1998:

En el período de referencia nuestra Entidad, en la profunda convicción de defender los intereses de los inversores, se dirigió a la Bolsa de Comercio a efectos de poner en su conocimiento el probable incumplimiento de la resolución 290/97 de la Comisión Nacional de Valores por parte de Renault Argentina S.A., ya que habíamos recibido denuncias de particulares sobre juicios contra la empresa por montos relevantes no previsionados, ni asentados en nota a los estados contables.

Un aspecto que concentró un especial interés de nuestra Asociación fue el notorio incremento de las emisiones de obligaciones negociables, sin garantía, simples o subordinadas. Por esa razón, le solicitamos a la Comisión Nacional de Valores y a la Bolsa de Comercio, que para evitar situaciones indeseables en perjuicio de los inversores, en el caso de programas sin garantía o subordinadas debían informar en los prospectos de manera clara e inequívoca los riesgos de la inversión.

1997:

Se continuó con notorio éxito y estimulante acogida las emisiones radiales para la Provincias del Norte Argentino, a través de la onda de FM “Radio Pucará de San Fernando del Valle de Catamarca”, con informes diarios y semanales.

Ante la importante caída en la cotización de Alpargatas S.A. con fuertes ventas y dentro de un cúmulo de rumores sobre la marcha de sus negocios, que de ser cierto la empresa debía haber informado a la Bolsa de Comercio de acuerdo al artículo A 23 del Reglamento de Cotización, le hicimos notar a la Bolsa que esos vendedores podrían estar vinculados al conocimiento de un hecho ignorado por la mayoría de los inversores, lo que se encuadraría en la figura del “insider trading”. Por tal, le solicitamos realizar una investigación sobre el particular.

1996:

se inició la difusión de la actividad de la cámara con información bursátil para las provincias del norte argentino (Catamarca, San Juan, La Rioja, Santiago del Estero, Santa Fe y Córdoba) a través de “Radio Pucará de San Fernando del Valle de Catamarca”, con dos espacios diarios e informes semanales.

1995:

Se aprobó y diagramó una publicación con información inherente al quehacer de entidad desde su creación al presente, con el propósito de llevar a conocimiento de la masa inversora en general, la necesidad de su existencia y los objetivos institucionales a alcanzar.

Se creó, para el beneficio de los asociados, el servicio de asesoramiento integral jurídico contable, sin cargo en las consultas.

Con motivo del trascendido sobre el potencial aumento del impuesto a LOS BIENES PERSONALES, se gestionaron acciones tendientes a la no aplicación de incremento alguno en la alícuota del impuesto mencionado, en lo que respecta a la tenencia de acciones cotizantes.

1994:

En el año 1994 nuestra Asociación mantuvo reuniones con distintos representantes del sistema bursátil y del mercado de capitales en general, para tratar temas afines a la actividad y recomendar cursos de acción favorable para pequeños y medianos inversores.

Publicamos en el atril que la entidad posee en el recinto bursátil, estudios y análisis sobre el desenvolvimiento de empresas cotizantes, para información de los socios en general.

Gestionamos ante el Banco Central de la Republica Argentina, con referencia a la Comunicación “A” 2275 de esa Entidad, requiriéndole rever lo especificado para cauciones bursátiles inferiores a $ 300.000 y otorgándoles la posibilidad de su cancelación anticipada.

1993:

Con relación a la empresa Electroclor S.A., cuya liquidación fuera decidida durante ese ejercicio, nuestra Asociación ofreció un servicio de asesoramiento a inversores minoritarios, indicándoles su situación con respecto a la ley de Sociedades Comerciales e instándolos a concurrir a las Asambleas pertinentes en defensa de sus legítimos derechos.

Con respecto a las suscripciones en empresas con elevado valor patrimonial y reducido precio de cotización, se elaboró un estudio donde se objetan las capitalizaciones de créditos contra la sociedad a la par del valor nominal, por considerarlas un “aguamiento” de las tenencias de los inversores minoritarios.

1992:

Durante el ejercicio de 1992 nuestra Asociación tomo contacto en reiteradas oportunidades con funcionarios del Ministerio de Economía de la Nación y la Comisión Nacional de Valores, a los efectos de tratar distintos temas relacionados con la problemática bursátil, entre otros, el proyecto de empresas calificadoras de riesgo, a los fines de aportar nuestras sugerencias y recomendaciones sobre la materia.

1991:

Durante el citado año hicimos uso del derecho de peticionar antes las autoridades nacionales, por el costo operativo y los impuestos que gravaban la operatoria bursátil.

Enviamos notas a la Comisión Nacional de Valores y al Ministerio de Economía de la Nación, solicitándoles la desregulación de las comisiones. Por tal motivo, fuimos consultados desde el Ministerio de Economía sobre el costo operativo que estimábamos debía aplicarse.

Nuestro criterio fue que se cobrara como máximo el 1% y que se dejara libre la tarifa. Por segunda vez logramos que se rebajara el costo operativo en las operaciones bursátiles.

1990:

El Mercado de Valores de Buenos Aires nos informó por nota que no podía acceder a la información de las Carteras Propias de los Agentes de Bolsa porque violaban las reservas establecidas en los artículos 46 y 48 de la ley l7811.

Con esa finalidad nos dirigimos a la Comisión Nacional de Valores, que por S.S.C.N.V. Nº 4579/DIR, nos hizo conocer el Dictamen Jurídico de esa Comisión, manifestando que informar a la Cámara de Inversores sobre el movimiento de la carteras propias de los Agentes de Bolsa no parece violentar las prohibiciones contempladas en el artículos 46 y 48 de la ley 17811, ya que solo tendrían un valor estadístico.

Con relación a las operaciones denominadas pases le señalamos al Mercado de Valores que los aspectos negativos de registrar ésas operaciones como si se tratara de compraventas normales, cuando son operaciones de naturaleza financiera que confunden la real magnitud del volumen accionario y obstruyen la tendencia del mercado.

1989:

Le solicitamos al Mercado de Valores de Buenos Aires, que se publicara en forma desagregada el movimiento de las “carteras propias de los Agentes de Bolsa”.

1988:

Conseguimos que el Mercado de Valores de Buenos Aires reglamentara el fondo de Garantía Especial para el Inversor, el 24 de octubre de 1988.

Nos dirigimos al señor Legislador Dr. José Luís Manzano, que proyectaba aumentar el impuesto a la transferencia, manifestándole el error que cometería si incluía a las acciones, que ya estaban en desventaja con los Títulos Públicos.

Le hicimos conocer nuestra opinión al Presidente de la Bolsa de Comercio, sobre el controvertido artículo 27 de la Segunda Sección del Reglamento de Cotización, que el pase de las empresas cotizantes debería tener lugar, si previamente abonaba el Derecho de Receso a los accionistas disidentes.

1987:

Solicitamos a la Comisión Nacional de Valores y al Mercado de Valores de Buenos Aires, que se extendiera a los comitentes el Fondo de Garantía del artículo 35, inciso b) de su Estatuto Social, ante el incumplimiento que pudiera tener algún Agente de Bolsa.

1986:

En este año se decreta la nominatividad obligatoria de las acciones y para convertir los títulos al portador en nominativos no endosables, se establecía un corto plazo y se fijaba una sanción conminatoria del 20% sobre el valor patrimonial, que en la mayoría de los casos superaba la inversión realizada. Por ese motivo, nos reunimos con un grupo de legisladores y logramos que a ningún accionista se le aplicara esa sanción.

Obtuvimos el único Recurso de Amparo que se presentó ante la Justicia por la nominatividad de las acciones y por el perjuicio que ocasionaría el artículo 28 de la ley 20643, por sus efectos confiscatorios

Logramos, mediante una nota a la Bolsa de Comercio, que se aplicara el redondeo de las acciones. Desaparece las fracciones en el pago de dividendos y/o revalúos, debiendo reconocerse en todos los casos una acción como mínimo.

1985:

Uno de los mayores logros fue obtener la rebaja de las comisiones, que los Agentes de Bolsa percibían en las operaciones de compra-venta.

A raíz de la implementación del Plan Austral, que redujo en forma considerable la inflación, el costo de la compra-venta en acciones significaba el rendimiento de una colocación a más de 30 días de plazo, y mediante notas a los distintos organismos logramos que de 4,95% que se redujera al 2,70%.

Las diferencias entre los títulos públicos y las acciones en su tratamiento impositivo y operativo, se lo señalamos al asesor presidencial Dr. García Vázquez y al Secretario de Hacienda Dr. Mario Brodersohn, mediante un memorando que tuvo gran repercusión periodística. Al poco tiempo, al elaborar el Estado el proyecto de obligaciones negociables, advertimos que había eliminado algunas de las diferencias que señalamos.

Le indicamos a la Comisión Nacional de Valores que era necesario conocer, a priori, las comisiones que percibían los Agentes de Bolsa, cuando   efectuaban en el pago de dividendos y/o capitalizaciones.

A tal fin, la Comisión Nacional de Valores dictó la Resolución Nº 7, por la cual los agentes de bolsa deben exponer en forma visible el cobro de esas comisiones.